Bogotá Calle 122: 312 587 9644 | Bogotá Calle 72: 318 409 1444 |Medellin: 314 540 0646

Discos intervertebrales. 

¿Qué son y para qué sirven?

Estas estructuras que semejan vistas desde arriba la forma de un disco de acetato, son realmente unas almohadillas de aspecto gelatinoso ubicadas entre los cuerpos vertebrales de cada vertebra de nuestra columna. Brindandonos amortiguación, organización, posibilidad de movimiento y unión a cada vertebra.

Compuesta de dos partes:

1. Núcleo pulposo de aspecto gelatinoso ubicado en el centro del disco y con la función de absorber las fuerzas de compresión entre las vértebras.

2. Anillo fibroso formado de colágeno que rodea al núcleo en su parte interna y externa creando una zona de fibrocartílago que limita la rotación entre vértebras.

Los discos tienen variaciones dependiendo de las vértebras que amortiguan: en la zona cervical (cuello), son más estrechos en su grosor permitiendo mayor movilidad, a diferencia de la zona lumbar (parte baja de la espalda) que son más gruesos para soportar mayores cargas.

Los discos están compuestos en su mayoría por agua, siendo el núcleo él de mayor contenido (alrededor del 70-90%). Con el paso de los años éste núcleo va disminuyendo, por ello en la etapa adulta hay que disminuir aquellas actividades que nos generan sobrecarga en la columna y alimentarnos saludablemente. El restante está compuesto de fibras de colágeno y proteoglicanos.

Luego se encuentra una capa cartilaginosa que rodea al disco y es la responsable de la nutrición del disco (la cual se realiza por difusión). Ésta es susceptible a mayor deterioro por el consumo en exceso de cafeína y nicotina entre otros.

¿Qué lesiones se presentan en el disco?

  • Hernias discales: salida del disco de su posición normal con compresión de estructuras nerviosas.
  • Degeneración del disco por edad: se ocasiona por el proceso de envejecimiento y posterior deshidratación de los discos. Por ello es importante aprender en una edad temprana buenos hábitos posturales, y durante nuestra juventud tener precaución con las cargas y sobreesfuerzos.
  • Calcificación de discos como respuesta al mismo desgaste.
  • Artrosis: el desgaste articular de las zonas vecinas se presenta por la deficiencia de la función principal de los discos (la amortiguación) que generalmente también es muy atribuida al paso de los años. Actualmente otros factores que pueden causar esta patología son: el sobresfuerzo por malos cuidados y actividades físicas mal realizadas.

Generalmente las principales causas de deterioro de los discos son: por golpe o por sobrecarga al levantamiento de objetos de una forma incorrecta, malas posturas por tiempos prolongados y envejecimiento que conlleva a pérdida de altura y deterioro estructural.

Si no quieres dejar de bailar y una columna sana llevar, tus discos intervertebrales debes cuidar.

× WhatsApp
Follow us Follow us Follow us